«

»

Nov 07 2017

Cómo aumentar la velocidad de nuestro teléfono

smartphoneHacer Overclock, overclocking u OC significa alterar las frecuencias de funcionamiento establecidas en origen por el fabricante de un componente, en este caso el procesador de nuestro smartphone, para obtener un mayor rendimiento.

Al subir la frecuencia de trabajo del procesador del teléfono móvil se consigue que el dispositivo vaya más rápido ya que pueda realizar más operaciones por segundo, lo cual puede ser idóneo para los smartphones más antiguos a los que el paso del tiempo va haciendo mella en su rendimiento.

La operación no está exenta de riesgos ya que al aumentarse la frecuencia de trabajo de la CPU se produce un aumento en la temperatura de trabajo del procesador. Este aumento pondrá al límite la resistencia y puede llegar a quemarlo, dejando totalmente inservible el smartphone.

Por ello, al subir la frecuencia del procesador del móvil debe hacerse muy poco a poco y monitorizando siempre la temperatura del terminal hasta encontrar el punto de equilibrio en el que se logre una mejora del rendimiento del móvil, pero manteniendo las temperaturas en unos niveles estables y seguros.

Para cambiar la frecuencia del procesador de nuestro móvil necesitamos tener el teléfono roteado e instalar e instalar una app de control con la que modificar las frecuencias base de la CPU de tu Android.

Es lógico que, al tratar de modificar un parámetro tan importante para el funcionamiento de Android como es la frecuencia de la CPU, el sistema solicite permisos root para hacerlo. En este sentido no cabe otra alternativa que contar con estos privilegios root en tu Android. De lo contrario es del todo inviable hacerlo.

Una vez cuantas con estos permisos root, solo necesitas una interfaz con la que controlar de forma gráfica las frecuencias del procesador. Existen muchas alternativas, e incluso algunas ROMs cocinadas incluyen un kernel que permite la configuración de la frecuencia del procesador desde dentro de los menús de ajustes.

Como controlar el comportamiento del procesador

El procesador ajusta la frecuencia de los núcleos en base a la carga de trabajo que reciba, y se controla mediante un Gobernador de la CPU.

Este componente del procesador del Smartphone utiliza una serie de perfiles de comportamiento con los que se establece cuando tienen que bajar la frecuencia los núcleos cuando el móvil se encuentra en reposo, qué núcleos se pueden desactivar para ahorrar batería o, cuando llega la hora de ponerse a trabajar, a qué frecuencia deben hacerlo cada uno de los núcleos en función de la carga de trabajo.

En origen, el Gobernador siempre estará configurado para utilizar un perfil Ondemand, con el que se ajusta la frecuencia del procesador en función de la carga de trabajo que reciba. Pero se puede asignar cualquier otro para que se comporte de forma diferente.

Visto en ticbeat.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Puedes utilizar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>